Enemigos de la salud/Margarinas ?

Enemigos de la salud-Paola Tasca/Salud Funcional

Margarinas

En el afán de demonizar las grasas (metiendo en el mismo grupo las grasas buenas y las malas), se creó este alimento llevando ingredientes como estos:

  • Mono y diglicéridos
  • Colorantes artificiales
  • Sabores artificiales
  • Estabilizadores
  • DDT
  • Queso procesado

De esta lista debemos exceptuar el requesón y el queso fresco, los demás son un complejo químico, espesado, estabilizado y preservado, sin contar los sabores y colorantes artificiales que se les añaden.

  • Metil-celulosa, también usada en cosméticos y adhesivos
  • Sodio-carboximetil-celulosa, también usado en pinturas y tintas de imprenta.

La margarina

Esta empezó a venderse a los consumidores como la alternativa saludable de la mantequilla. En los años 80 se creía que las grasas animales eran las principales culpables de enfermedades cardiovasculares y, por ello, lo mejor para la salud era evitar su consumo.

La margarina se presentaba como una alternativa sana y ligera al obtenerse de aceites vegetales y no contener un nivel tan alto de grasas saturadas como la mantequilla.

Sin embargo, se descubrió que su proceso de elaboración hacía que se formaran en el producto grasas trans,

lo que demostró ser todavía más perjudicial para la salud que las grasas saturadas.

¿Qué son las grasas trans?

Las grasas trans o ácidos grasos trans son un tipo de grasas insaturadas que actúan como grasas saturadas, estas son dañinas para el corazón ya que elevan el nivel de colesterol malo en la sangre y reducen el bueno.

¿Dónde están los ácidos grasos trans?

Las fuentes de los ácidos grasos trans son dos:

  • Natural:

La fuente natural proviene de los animales rumiantes, como la vaca, la oveja o la cabra.

Las bacterias del rumen de estos animales realizan una hidrogenación parcial de una parte de los ácidos grasos oleico (monoinsaturado), linoleico y linolénico (poliinsaturados) que se encuentran en las hojas, tallos y raíces que comen, así como del contenido en los piensos (DE AHÍ LA IMPORTANCIA DE LO QUE COMEN LOS ANIMALES YA QUE POSTERIORMENTE LOS INGERIREMOS NOSOTROS). Estos ácidos grasos trans se absorben y se incorporan a los músculos y a la leche de los animales y por esta razón se encuentran, aunque en pequeña cantidad, en la carne de vaca, cordero y cabrito, así como en la leche entera. Aproximadamente un 5% del consumo total de ácidos grasos trans provendría del consumo de grasa de rumiantes (a través del consumo de productos como la mantequilla, crema, nata, leche entera, carne grasa, etc.).

  • Artificial o industrial:

La fuente industrial de ácidos grasos trans ocurre al hidrogenar parcialmente los aceites vegetales. El proceso consiste en añadir hidrógeno a presión en presencia de níquel, un metal que se utiliza como catalizador de la reacción. Si la hidrogenación es total se forma una grasa saturada, pero si la hidrogenación es parcial se produce una mezcla de ácidos grasos saturados, monoinsaturados y poliinsaturados cis y trans. Los alimentos horneados como galletas, bollería industrial, alimentos precocinados, snacks y los fritos como patatas fritas, maíz, y otros aperitivos, junto con los helados, cremas y batidos son los alimentos que contienen grasas trans en mayor cantidad.

los ácidos grasos trans aumentan los niveles de triglicéridos en sangre y la hipertrigliceridemia está asociada independientemente con el riesgo de enfermedad cardiovascular. Además, se ha observado que los ácidos grasos trans aumentan la inflamación a nivel de las células del endotelio, que es la capa más interna de las arterias y la que está en íntimo contacto con la sangre circulante. Al incorporarse a las membranas de las células, tanto del endotelio como de los glóbulos blancos y de las células del tejido adiposo, afectan a la vía que inicia los mecanismos de la inflamación.

Los factores inflamatorios tienen un papel importante en el desarrollo de diabetes, ateroesclerosis, ruptura de placa y muerte súbita cardiaca.

En un informe el Comité de Expertos de la OMS recomienda la necesidad de reducir significativamente o de eliminar los ácidos grasos trans de la producción industrial en los alimentos.

Perder peso saludable - Paola Tasca/Salud Funcional
Grasas saludables

Problemas de un consumo de margarina

  •  Relacionada con enfermedades graves

Se relaciona la margarina con el riesgo de padecer un ataque al corazón, diabetes y hasta cáncer son elevados 

  • La margarina y las grasas trans en cifras

La margarina puede tener hasta un 15% de grasas trans

  • El peligro de superar el máximo diario a ingerir de grasas trans

Podrías conseguir que tu colesterol malo suba y el bueno disminuya, además de contribuir a la obstrucción de las arterias, aumento de la tensión y favorecer la obesidad.

Otras afecciones derivadas del consumo de grasas trans

Desde diabetes tipo 2, pasando por linfoma, cáncer de próstata, problemas hepáticos e infertilidad femenina.

 

Recomendaciones:

La recomendación es leer atentamente las etiquetas y evitar el consumo de margarina en bloque o bien en productos que la contenga.

  • 1 cucharadita de productos horneados posee 4 gramos, un 30% de grasas trans
  • 1 cucharada de margarina dura tiene 3 gramos, un 27% de grasas trans
  • 1 Buñuelo industrial contiene 5 gramos, es decir un 27% de grasas trans
  • 3 Galletas industriales tiene 2 gramos, un 6% de grasas trans
  • 1 Ración de tarta industrial posee 4,5 gramos, un 5,6% de grasas trans
  • 1 cucharada de margarina ligera 3 gramos, tiene un 27% de grasas trans

Nota: La margarina es más económica que la mantequilla, y lo cierto es que hay una buena razón para que así sea: está inundada de las insaludables grasas trans, causantes de diversas afecciones y enfermedades